user_mobilelogo

Implantación de BPMS y procesos automatizados

 

Tomando en cuenta nuestro objetivo estratégico hemos afinado una metodología de gestión que nos permita la implementación efectiva de los proyectos basándonos principalmente en la entrega de funcionalidades a corto plazo con lo cual nuestros clientes inician tempranamente de percibir el retorno de la inversión.

Como base de lo que se debe de tener dentro de la metodología, se toma también como base los procedimientos formales y las mejores prácticas del PMI, Prince2, Scrum y método Kanban. Todas estas entradas, generan una metodología de gestión de proyectos muy robusta, que nos permite afianzar el éxito en nuestros proyectos de BPM.

 

Nuestra metodología comprende seis etapas básicas que resumimos a continuación:

 

Fase inicial: es la negociación de proyecto, en la cual nuestros business analysts le dan forma al proyecto y lo cotizan (en tiempo y dinero). Una vez que el cliente haya aceptado la cotización, también llamada propuesta de negocio, se firma un contrato e inicia el proyecto.

 

Fase Análisis: se hace la conceptualización y refina el alcance del proyecto, por medio del proceso de toma de requerimientos en el cual, los desarrolladores asignados al proyecto entrevistan a los involucrados por parte del cliente, para conocer más a fondo y puntualizar el alcance del proyecto, creando así, la especificación de requerimientos de software, documento en el cual se enumeran las funcionalidades dentro del alcance del proyecto (ERS – Especificación de Requisitos de Software). Esta fase se realiza tomando como base los conceptos del método Kanban.

 

Fase Modelamiento: El Diseño del Software es un proceso y un modelado a la vez. El proceso de Diseño es un conjunto de pasos repetitivos que permiten al diseñador describir todos los aspectos del Sistema a construir. A lo largo del diseño se evalúa la calidad del desarrollo del proyecto con un conjunto de revisiones técnicas, generación del documento especificación de diseño de software.

 

Fase Diseño: En esta fase debe tener un ambiente de trabajo y de integración (se instala este ambiente) y se construye la especificación de diseño de la Solución (EDS), que es un documento que detalla cómo se va a implementar la solución, en términos de: arquitectura, de estructuración de clases, de base de datos; además de especificar la secuencia a seguir por cada caso de uso (funcionalidad a crear); este documento recibe el visto bueno por parte de nuestro departamento de calidad.

Una vez que se tiene la especificación del diseño, se crea un prototipo funcional (navegable), el cual es la presentación del sistema, representa cómo se verán las pantallas (esquema de colores y colocación de datos e imágenes), esto con el fin de que nuestro cliente haga comentarios que ayuden para que el sistema sea de su agrado; el prototipo es revisado por nuestro departamento de calidad y es aprobado finalmente por el cliente. Esta fase se realiza tomando como base los conceptos del método Kanban.

 

Fase Ejecución: Una vez aceptado el EDS, se comienza la codificación de la solución. Nuestra metodología de desarrollo es iterativa e incremental, es decir, que se van creando piezas de la solución y se van refinando gracias a la aplicación de pruebas exhaustivas a esa pieza, para así lograr una solución de calidad. Con cada iteración se crea un entregable programado (pieza de software) y un informe de ciclo el cual es entregado y aprobado por el cliente.
Las pruebas de calidad permiten verificar y revelar la calidad de una Solución. Son utilizadas para identificar posibles fallos de implementación, calidad, o usabilidad de un componente.
- Encargado de pruebas (Tester). Ayuda al cliente a escribir las pruebas funcionales. Ejecuta las pruebas regularmente, difunde los resultados en el equipo y es responsable de las herramientas de soporte para pruebas.

La estrategia de pruebas consiste en validar y verificar que los requerimientos de negocio así como los de IT cumplan con los estándares y políticas establecidos en los documentos ERS y EDS. Los niveles de pruebas son los siguientes: 

  • Pruebas Unitarias (UT). Nivel de pruebas que realizaran los desarrolladores, con el fin de validar que la solución cumpla con las características técnicas requeridas. Consisten en validaciones a nivel de componentes de sistemas en donde se verifica funcionalidad de la solución (módulos, programas, objetos, clases) de manera separada. Verifican características funcionales y no funcionales así como estructura, así mismo tienen como alcance que se contemplen los estándares y políticas del proyecto
  • Pruebas Integrales del Sistema (SIT). Nivel de pruebas cuya finalidad es validar la interacción entre interfaces, componentes o sistemas. De igual forma pueden ser tanto funcionales como no funcionales. Se enfocan en garantizar que la funcionalidad del Negocio, Estructura Técnica y Performance se comporten como se espera en la aplicación y su entorno.
  • Pruebas de Aceptación del Usuario (UAT). Nivel de pruebas que realizará el usuario del sistema con la finalidad de validar que las necesidades, requerimientos y procesos de negocios impactados por la solicitud cumple con los criterios de aceptación esperados. Se enfoca principalmente a probar casos completos para validar que los desarrollos den los resultados esperados.

 

Fase Roll Out: Una vez terminado el desarrollo y pruebas de la solución, se procede a implantar el mismo, y esta implantación es planeada y descrita en un plan de implantación, el cual especifica fechas de instalación y necesidades pedidas al cliente (contraseñas, disponibilidad de computadores), para así aprovechar mejor el tiempo de nuestro implantador y el del cliente; este documento es revisado por nuestro departamento de calidad.

Además, se entrega al cliente la documentación final de la solución, es decir, manual técnico, manual de instalación, así como un informe final del proyecto; los documentos son revisados por calidad y aprobados por el cliente.

Como parte de esta fase, se crea un plan de capacitación, el cual determina el número de clases y las personas a ser capacitadas, además de temas a ver, días y horas de capacitación (por lo tanto se hace en conjunto con el cliente y debe ser aprobado por ambas partes. Una vez aprobado el plan, se procede a la capacitación.

Luego, se tramita el cierre formal del proyecto, mediante una carta emitida por NSI y firmada por el cliente donde de describe el término del proyecto así como el plazo de garantía y demás datos administrativos.

 

Fase Mantenimiento: Mantenimiento se refiere a todas las operaciones de modificación llevadas a cabo en la solución operativa, dejando sus funcionalidades básicas intactas. Así, el mantenimiento permite mantener un sistema en operación mientras corrige anomalías en el trabajo y tomar en cuenta los pedidos de mejoras del usuario.

Se establece una distinción entre mantenimiento correctivo, que consiste en corregir inconsistencia de la solución, y mantenimiento actualizado, que consiste en la modificación de la solución para agregarle nuevas funcionalidades.

 

This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it. para mayor información.